Qué hacemos

La actividad de los Agustinos en el mundo está muy diversificada y ocurre lo mismo en la Federación. No hay un campo específico, como en algunos Institutos. Se pretende el servicio a la Iglesia y a la sociedad y por ello, estar atentos a sus necesidades:

Nuestro apostolado ofrece un auténtico testimonio y servicio al Reino de Dios si, a ejemplo del Señor, también nosotros nos hacemos partícipes de las preocupaciones de la familia humana. Así pues, debemos esforzarnos por adquirir oportunamente un conocimiento adecuado de las necesidades del mundo actual y probar caminos para manifestar a los necesitados nuestra solidaridad. Obrando así, ayudaremos a hombres y mujeres con ardiente celo apostólico (Const. n. 146).

Para tener una mejor idea de los campos en que desarrollamos nuestra labor, es adecuado repasar cuáles son nuestros principales ámbitos y objetivos:

Comunidad religiosa

  1. Valorar la vida de comunidad como el primer apostolado del religioso agustino.
  2. Testificar nuestra condición de hombres consagrados, promoviendo la implicación personal en la tarea común de ser signos vivos del evangelio.
  3. Fortalecer la implicación de todos los miembros de la comunidad en la obra apostólica que depende de ella.
  4. Abrir cauces comunitarios para la integración del laicado en nuestra vida y tareas.

Educación

Lucas

  1. Trabajar por la implicación de todos los educadores, los profesores y personal de servicio, en la tarea educativa, reforzando la formación de estos en los fundamentos de nuestro ideario.
  2. Renovar en clave agustiniana y fortalecer en línea de personalización la acción tutorial en nuestros centros educativos.
  3. Instaurar y potenciar los grupos agustinianos, tanto juveniles como de docentes.
  4. Incentivar la promoción vocacional agustiniana, a través de los mismos grupos apostólicos y personalizados del acompañamiento en la formación de nuestros jóvenes.
  5. Potenciar la acción pastoral en los centros universitarios y fomentar en ellos el diálogo fe-cultura.
  6. Impulsar la formación de grupos universitarios de reflexión e incrementar el acompañamiento formativo del universitario.

Cultura

  1. Renovar la dedicación al estudio, tanto en las casas de formación, como en la formación permanente de todos los religiosos.
  2. Alentar la investigación y las diversas publicaciones de la Federación.
  3. Potenciar el uso de las nuevas vías de información y comunicación.

Parroquias y Comunidades Cristianas

  1. Promover el espíritu de diocesanidad.
  2. Fomentar en las parroquias y las comunidades cristianas el espíritu comunitario, como mejor expresión del carisma agustiniano, desde el que se sirve la iglesia local.
  3. Construir nuestras parroquias como comunidades evangelizadoras y adultas en las fe.
  4. Las iglesias de culto público expresarán su comunión diocesana asumiendo los criterios pastorales de la diócesis.

Misiones

  1. Promover en las misiones una evangelización inculturada.
  2. Promover la promoción humana.
  3. Promover la comunión y comunicación entre nuestras misiones y las comunidades de la Federación.

Promoción social y Voluntariado

  1. Fomentar en todos los miembros de la Federación y en todas sus obras institucionales la conciencia educativa de la justicia, la paz y la solidaridad.
  2. Potenciar la presencia de las acciones de la ONG Agustiniana y de los Secretariados de Justicia y Paz en el ámbito de la Orden y de las otras ONGs de la Federación: Cebú, Iquitanz, REDA…
  3. Estar atentos a nuevas formas de marginalidad emergentes.
  4. Buscar formas de implicación personal para dar respuestas significativas a la opción preferencial por los pobres y excluidos.
  5. Constituir dentro de la propia comunidad, entre los fieles y alumnos de nuestras instituciones grupos activos, no sólo asistenciales, sino que trabajen como agentes de este compromiso social agustiniano.

top

EducaciónPastoralVoluntariado —  Cultura