Beatificación del agustino mallorquín fray Francisco Cantarellas Ballester

Primeros pasos para la beatificación del agustino mallorquínfray Francisco Cantarellas Ballester (1884-1968)

En la ciudad de Palma de Mallorca y en el convento de los PP. Agustinos (iglesia de Ntra. Sra. del Socorro y colegio San Agustín) se han dado los primeros pasos para la beatificación del agustino mallorquín, fray Francisco Cantarellas Ballester, a los 50 años de su muerte.

Fray Francisco fue un humilde hermano religioso, que dedicó la mayor parte de su vida a esta casa, donde ejerció como sacristán de la iglesia y profesor de Primera Letras en el colegio. Todos cuantos le conocieron y trataron: familia, antiguos alumnos, fieles de la iglesia… mantienen la memoria agradecida a la estela de evangelio y bienaventuranzas que dejó tras de sí este hermano.

No se borró su memoria, pudiendo rescatarse detalles de su vida y sobre todo el perfil de santidad, que quedaron plasmados en la biografía –publicada en 2007 bajo el título Fray Francisco Cantarellas, apóstol de la sencillez– , que sobre él escribió el P. Jesús Miguel Benítez, agustino, actual Rector de la Iglesia del Socorro de Palma.

El P. Postulador de la Orden de San Agustín, Josef Sciberras, requirió datos sobre la memoria de Fray Francisco y sopesó la posibilidad de la apertura de un proceso de beatificación, idea que fue presentada a la consideración del capítulo provincial ordinario (2018) de la Provincia Agustiniana Matritense que aprobó, prácticamente por unanimidad, llevar adelante este proceso.

La noticia y su aprobación provocó en el entorno de la comunidad de Palma no escaso entusiasmo, alcanzando a familiares y vecinos de Muro, el pueblo natal de fray Francisco.

Para dar los primeros pasos de cara a la apertura del proceso se desplazó desde Roma a Palma el P. Postulador de la Orden, entre los días 13 y 15 de marzo de 2019, desplegando en tan escaso tiempo un intenso programa de entrevistas con testigos cualificados de fray Francisco: familia, antiguos alumnos, antiguos monaguillos del templo, que fueron desgranando ante el P. Postulador la memoria viva de este testigo de la sencillez evangélica.

El jueves 14, en el salón de actos del colegio San Agustín de Palma, a las 20,00 h., tuvo lugar una asamblea informativa sobre la apertura de la causa, presidida por el P. Sciberras, al que acompañaba el P. Jesús Miguel Benítez, que trazó un breve perfil espiritual de Fray Francisco, y del Postulador de la diócesis de Mallorca, Mn. Gabriel Ramis, que transmitió la alegría de la iglesia de Mallorca por contar con un nuevo testigo del evangelio en la iglesia local y garantizó el apoyo de la diócesis en la causa de beatificación. El P. Sciberras informó a la asamblea de los pasos que se han de dar para el inicio del proceso, animando a cuantos conocieron u oyeron hablar de Fray Francisco a dar noticia de su vida y de su huella de santidad. A todos los presentes se les entregó un tríptico con un resumen de la vida y la memoria del Hermano Cantarellas.

Entre los asistentes hubo representantes del Ajuntamiento y de la Parroquia de Muro, pueblo natal de Fray Francisco, aparte de familiares, representantes del clero de la diócesis, religiosos, miembros de la comunidad educativa, fieles de la iglesia del Socorro y amigos de los agustinos.

El viernes 15, a las 12,00 h., en su residencia el Obispo de la diócesis, Mons. Sebastián Taltavull Anglada, recibió la visita del P. Josef Sciberras, acompañado por el P. José Luis Ovejero, Prior de los agustinos de Palma, y el P. Jesús Miguel Benítez. Se informó al Sr. Obispo de la intención de abrir el proceso de beatificación, idea que acogió el prelado con entusiasmo, manifestando la disponibilidad de la diócesis para esta tarea.

Con este acto terminó oficialmente la visita del P. Postulador General de la Orden de San Agustín, Josef Sciberras, que quedó gratamente impresionado por el ambiente de aceptación y apoyo que se prevé en esta causa de beatificación.

P. Jesús Miguel Benítez.

Rector de la Iglesia del Socorro.